El primer destino de mi viaje a China fue Beijing, lo elegí principalmente para visitar a mi prima que lleva muchos años viviendo allí. El vuelo fue eterno y la llegada estresante ya que casi pierdo la conexión en San Francisco, había mucha gente en migración y tuve que correr como Ana Guevara.

Por fin llegué, con los pies hinchados como un tamal pero sana y salva. El primer shock cultural estuvo muy decente porque mi prima habla chino perfectamente y se las arregló con el taxista para que nos llevara, lo único que sí me traumó es que manejan horrible, tocan el claxon en todo momento y se van aventando los coches al mismísimo “pecero style“.

La verdad ese día por el jet lag no estaba en condiciones humanas así que sólo salimos a cenar unos deliciosos dumplings en el restaurante Mr. Shi’s.

Basándome en mi experiencia por esta milenaria ciudad a continuación te doy las recomendaciones de lo que debes visitar en Beijing (Pekín). 

El primer consejo para pasear y adentrarte en esta cultura asiática lo mejor que puedes hacer es ir a los hutongs, son antiguas calles residenciales donde verás cómo viven los chinos en la vida cotidiana. Muchos espacios son ahora tiendas o restaurantes. No te extrañes si ves un brassiere colgado a media calle. Como referencia puedes pedir que te lleven al Nanluogu Alley (南鑼鼓胡同) que es la calle principal.

Sube a la “Torre del Tambor” para que puedas apreciar una hermosa vista de toda la ciudad. Las escaleras están mortales por cierto. Ojalá no esté muy contaminado, desafortunadamente pocos son los días en los que se puede apreciar bien del todo 🙁

Cerca de ahí podrás dar un paseo al mero estilo de Chapultepec en domingo en el “Lago Houhai”. Está rodeado de bares y restaurantes. Buena opción para tomar un break.

Lago Houhai

Ve al “Templo de los Lamas“, es el templo budista tibetano más importante, fuera del Tibet. El olor y el humo del incienso te envolverá en un ambiente único, además de que podrás admirar la hermosa arquitectura. Es grande, tómate tu tiempo para recorrerlo.

Para ir a la Gran Muralla China existen diferentes opciones, yo tomé el tour que organizan en el Downtown Hostel  (que por cierto estaba decente y muy bien ubicado). El recorrido te lleva de Jinshanling a Simatai West. La ventaja de este tour es que te llevan a una zona poco turística y podrás tomar unas fotos espectaculares. Normalmente la gente va a Badaling, habrá muchos tours que te lleven allí pero estarás rodeado de muchísimos turistas. Además no te llevan a tiendas donde te andan enjaretando productos.

Hice una caminata de 6 kms, fue muy cansado hacerlo al rayo del sol pero es una experiencia única.

No te puedes ir de esta ciudad sin haber probado el famoso pato pekinés. Una buena opción es el restaurante Jingzun Pekinduck Restaurant. Ahí fue donde me enteré que el bambú se puede comer, sabe rico además 🙂

Jingzun Peking Duck Restaurant

En otra entrada les contaré del tour que tomé el último día en esta ciudad donde conocí la Plaza Tiananmén, La Ciudad Prohibida, el Templo del Cielo y el Palacio de Verano. 

¡Espero ayudarlos amigos! Si tienen alguna pregunta no duden en escribirme.